Búsqueda Rápida

Guía Gastronómica

Proveedores

Artículos

Octubre 2017

Chocolate: Alimento de los Dioses

Equipo Editorial Porech ®

Chocolate: Alimento de los DiosesEl chocolate es, sin lugar a dudas, uno de los productos alimenticios más  deliciosos e irresistibles que existen. En términos simples, deriva del procesamiento o manipulación de las semillas de cacao en combinación con otros productos, como el azúcar y la leche, cuya presencia determina el tipo de chocolate. Su origen no es del todo claro, pero es un hecho que el árbol del cacao se daba mucho en las selvas amazónicas y que luego se empezó a cultivar en Centroamérica. Diversas culturas lo han considerado, a través de la historia, como un alimento divino.

Se afirma que, como bebida, el chocolate fue introducido en Europa por Hernán Cortés en la corte de Carlos V, siendo recibido  con gran entusiasmo por los españoles. Para minimizar el sabor amargo del cacao se fueron experimentando diversas mezclas con azúcar y especias, lo cual fue marcando la evolución y desarrollo del chocolate hasta que, en el siglo XVII, adquiere el sabor y textura que hoy es familiar para nosotros. Las modernas técnicas de tostado y triturado de grano fueron facilitando su conservación y la producción de cómodos formatos como las barras que hoy encontramos en el mercado.

Actualmente, el cacao se cultiva mucho en África, estando entre los principales países productores a nivel mundial Costa de Marfil, Ghana, Indonesia, Nigeria, Camerún, Brasil, Ecuador y Malasia. El consumo de cacao es mayoritario  en Europa y Norteamérica, siendo los Países Bajos, Estados Unidos y Alemania los principales consumidores.

Podríamos decir que el chocolate negro o “bitter” es el más auténtico, ya que resulta de la mezcla de la pasta y manteca del cacao con azúcar, sin productos adicionales, con excepción de aromatizante y emulsionante. Las proporciones de cacao con que se elabora dependen del fabricante, sin embargo un chocolate negro debe presentar una proporción de pasta de cacao superior al 50 % de los ingredientes del producto, ya que a partir de ese porcentaje empieza a ser perceptible el sabor amargo. Cabe destacar que en el mercado actual existen  chocolates negros cuyo porcentaje de cacao llega incluso hasta el 99 %.

El chocolate y muy especialmente el “bitter” posee propiedades que resultan beneficiosas para la salud; entre las cuales podemos mencionar su ayuda a combatir las contracciones musculares  por su contenido de magnesio y su aporte para mejorar el estado de ánimo por la  fenilalanina que contiene, uno de los aminoácidos esenciales para el ser humano, que, entre otras cosas, produce efectos antidepresivos. Otro beneficio importante es su aporte de “flavonoides”, moléculas pertenecientes a los “polifenoles”, que se encuentran de manera abundante en el cacao y que reducen el riesgo de enfermedades cardiovasculares y cáncer al proteger las células de la oxidación y actuar como estimulantes del sistema inmunológico.

Después de conocer un poco más a fondo sus propiedades, ¿cómo no estar de acuerdo con aquellos que varios siglos antes que nosotros concebían el chocolate como un alimento de los dioses?

Fuentes:

- Revista Muy Interesante.

- Portal Ciencia y Desarrollo.

- Wikipedia.